Ya está en el Congreso el cambio de la «ley cerrojo» para reabrir el canje de deuda

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24). En su primer discurso anual en Naciones Unidas, en noviembre de 2008, la presidente Cristina Fernández de Kirchner, anunció en el Council Of Foreing Relations de Nueva York que nuestro país «reabre el canje de deuda con bonistas» que permanecía en default.
El anuncio de la Presidenta de la Nación, generó desconcierto en el Congreso nacional, ya que deberán ser los parlamentarios los que deberán hacerse cargo por una nueva ley, de la reestructuración de deuda realizada por tenedores de bonos en default (los holdouts).
Así, el ministro de Economía, Amado Boudou, envió este lunes 26/10 un proyecto de ley al Congreso para suspender la ley cerrojo, sancionada en febrero de 2005 y que trabaja reaperturas de canjes de deuda.
La reapertura apunta a bonistas en default que suman poco más de U$S 20.000 millones.
La ley 26.017(denominada «cerrojo») entró en vigencia en febrero de 2005 durante el canje de deuda que promovió el ex ministro de Economía Roberto Lavagna. En aquella norma el Estado otorgaba seguridad a los bonistas de que no se mejoría -en el futuro- la oferta del canje establecido en el Decreto Nº 1735 del 9 de diciembre de 2004.En febrero del 2005 se aprobó la famosa ley conocida en Argentina como «ley cerrojo», que prohibía futuras negociaciones con aquellos acreedores que no se hayan adherido al canje de US$102.600 millones (el monto de la deuda más intereses) después del 25 de febrero.
Con esta norma se habilitó al Gobierno a hacer gestiones para retirar de los mercados los bonos que no entren en el canje, con lo cual no podrán ser utilizados para ningún tipo de operación financiera.
La ley 26.017, publicada el 11 de Febrero del 2005, en el Boletín Oficial, fue tratada en sesiones extraordinarias por el Congreso y apuntó a dar una clara señal a los bonistas de que no habrá una mejora en la oferta del canje para los que no adhieran a la operación.
El proyecto elaborado por Economía consta de siete artículos.
En su artículo tercero, el proyecto establece: «Los términos y condiciones financieros que se ofrezcan, en esta nueva reestructuración, no podrán ser iguales ni mejores que los ofrecidos a los acreedores en la reestructuración de deuda dispuesta por el decreto 1735/04».
Según se explica en los considerandos del proyecto, esta restricción «resulta esencial para no afectar los intereses de aquellos tenedores de deuda» que participaron del primer canje.
El proyecto de ley presentado no detalla los términos ni las condiciones financieras que ofrecerá el Ministerio de Economía. Lo que sí aparece claro, en el artículo 5, es la prohibición de ofrecer a los tenedores de la deuda pública que hubieran iniciado acciones judiciales, administrativas, arbitrales o de cualquier tipo «un trato más favorable que a aquellos que no lo hubieran hecho».
Para aventar cualquier tipo de sospecha sobre el canje de deuda, el proyecto de Poder Ejecutivo establece que el Ministerio de Economía y Finanzas Públicas informará periódicamente al Honorable Congreso de la Nación, el avance de las tratativas y los acuerdos a los que se arribe durante el proceso de negociación.
El objetivo del bloque oficialista es darle media sanción el miércoles 4/10, para girarla inmediatamente al Senado.
El texto completo del proyecto en cuestión enviado por el Ministerio de Economía
Artículo 1º.- Suspéndase la vigencia de los artículos 2º,3º, y 4º de la Ley 26.017 hasta el 31 de diciembre de 2010 o hasta tanto el Poder Ejecutivo Nacional, a través del Ministerio de Economía y Finanzas Públicas, declare terminado el proceso de reestructuración de los títulos públicos alcanzados por la referida norma, lo que ocurra primero.
Artículo 2º.- Autorizase al Poder Ejecutivo Nacional, a través del Ministerio de Economía y Finanzas Públicas, a realizar todos aquellos actos necesarios para la conclusión del proceso de reestructuración de los títulos públicos que fueran elegibles para el canje dispuesto en el Decreto número 1.735 del 9 de diciembre de 2004 y sus normas complementarias que no hubiesen sido presentados al mismo, en los términos del artículo 65 de la Ley número 24.156 de Administración Financiera y de los Sistemas de Control del Sector Público Nacional y sus modificatorias, a fin de adecuar los servicios de dicha deuda a las posibilidades de pago del Estado Nacional en el mediano y largo plazo.
Artículo 3º.- Los términos y condiciones financieras que se ofrezcan no podrán ser iguales ni mejores que los ofrecidos a los acreedores en la reestructuración de deuda dispuesta por el decreto número 1.735/04.
Artículo 4º.- Exceptuase a los títulos de deuda pública que se emitan como consecuencia de los dispuesto en la presente ley, de los dispuesto en los artículos 7 y 10 de la Ley 23.928 y sus modificaciones, de corresponder.
Artículo 5º.- Prohíbese ofrecer a los tenedores de deuda pública que hubieren iniciado acciones judiciales, administrativas, arbitrales o de cualquier otro tipo un trato más favorable que a aquellos que no lo hubieran hecho.
Artículo 6º.- El Ministerio de Economía y Finanzas Públicas informará periódicamente al Honorable Congreso de la Nación, el avance de las tratativas y los acuerdos a los que se arribe durante el proceso de negociación.
Artículo 7.- Comuníquese al Poder Ejecutivo Nacional.

FUENTE: URGENTE 24 HRS