Por la caída de las ventas, ofrecen autos 0 km con fuertes descuentos y tasas bajas

Financian los vehículos hasta 24 cuotas sin costo adicional y con rebajas de 40.000 pesos

autos

Quedó atrás la época de venta de automóviles y patentamientos a niveles récord, como fue la década pasada. Frente a la crisis de Brasil y la sostenida caída de la demanda interna, a raíz de la recesión y el congelamiento de la economía, las concesionarias renuncian a márgenes de rentabilidad y salieron con agresivas estrategias comerciales para mantener los volúmenes del mercado.

En su arsenal de técnicas para mantener las ventas, las empresas llegan a ofrecer los 0 KM a precios de fábrica, con rebajas de hasta 70.000 pesos, extensos de 24 cuotas a tasas fijas o nulas, planes de ahorro con entrega inmediata o adjudicación asegurada a la segunda cuota.

Este viraje en las promociones responde a que, aún así, para muchos consumidores sigue siendo oneroso comprarse un vehículo nuevo. Son muy pocos los modelos por debajo de los 200.000 pesos. En ese pelotón, figuran el Fiat Nuevo Uno Cargo y el Mobi, Nissan March Active Pure Drive, Renault Clio Mio 3P Expression y 5P Confort, Chery QQ Light Security, Clio Works, los Gold Trend 3P y 5P MY 17 y el VW UP.

Volkswagen impulsó una rebaja de $20.000 en su precio de lista en la Amarok Trendline 4×2 MT, de $40.000 en el Polo, $30.000 en el Fox, $6810 en el UP! y $27.000 en el Vento 2.5 Advance Plus. La camioneta Amarok cuenta con financiación con tasas de hasta 0% en 18 meses, con un monto máximo a financiar de $200.000, y de 20,9% a 36 meses.

El Clio Mío se vende este mes a $ 163.000 y se ubica entre los precios más bajos del mercado.
El Clio Mío se vende este mes a $ 163.000 y se ubica entre los precios más bajos del mercado.

Por su lado, General Motors anunció para agosto que los concesionarios de Chevrolet ofrecerán los modelos Onix LT a $223.989, con una bonificación de $41.900, la versión LTZ manual a $242.773 y la versión automática a $255.524, mientras que la LT del Prisma se venderá a $233.399, la versión LTZ manual a $248.724 y la automática a $265.129 pesos. Son recortes del 15 por ciento, con la posibilidad de financiarlos a 24 meses a tasa del cero por ciento.

Tanto el Onix y el Prisma son modelos que se producen en Brasil, y por ello es que la fabricación vecina sale a jugar fuerte a precios de fábrica en Argentina.

Citroën, en cambio, presentará una bonificación de $30.000 en los modelos C3, C3 Aircross, y el furgón Berlingo. La tasa de interés es de 0% en dos años sin gastos de otorgamiento. Por ejemplo, el Citroën C3 Aircross, que cuesta $295.000 (precio de lista) se vendería a $265.000 al concesionario.

Con respecto a las promociones en Peugeot, se destaca la tasa 0% hasta 24 meses para toda la gama y el descuento especial de $25.000 para los modelos de producción nacional 308 Feline THP y 408 Allure 2.0 y Allure plus THP.

En Renault, en tanto, hay ya disponibles descuentos de $30.000 en el Duster, el Mégane III, la Kangoo, el Fluence y el Master, y de $20.000 en el Clio, el Sandero y el Sandero Stepway. El caso del Clio Mío sobresale, ya que este mes se vende a $163.000, entre los precios más bajos del mercado. En julio, fue el segundo auto más vendido.

El Gol Trend es el auto más vendido del país y cuesta $187.775 en su modelo básico de tres puertas.
El Gol Trend es el auto más vendido del país y cuesta $187.775 en su modelo básico de tres puertas.

Para Ford, el recorte en los precios llega hasta los $60.000, como en el caso de la Ranger, que representa un 10% del valor. Otros de los descuentos más importantes son los del Fiesta con un 15% ($42.000), la EcoSport ($ 35.000) y el Focus 2016, 55.000 pesos, publicaron los diarios La Nación yEl Cronista.

Los usados caen

La agresiva estrategia comercial repercute negativamente en el mercado de los usados. Actualmente, es posible comprar un modelo nuevo al mismo valor que se tasa uno con tres años de antigüedad. Por eso, muchos vendedores tienen que bajar sus deseos en cuanto a los montos que pretenden recibir por sus vehículos.

En julio, la venta de autos usados cayó 24,15% en relación a igual mes del 2015 y «la crisis» del sector automotriz «se sigue profundizando», advirtió días atrás la Cámara del Comercio Automotor (CCA).

Según la Cámara, la comercialización de autos usados acumuló en los primeros siete meses un descenso de 15,82 por ciento interanual. En cambio, la transferencia de vehículos usados totalizó en julio a 125.917 unidades lo que representa una suba de 18,69 por ciento respecto a junio último.

FUENTE INFOBAE