Por el anuncio del blanqueo el dólar perforó piso de $ 14

BCRA BAJARÁ MÁS LA TASA Y COMPRARÁ DIVISAS AGRESIVAMENTE ESTA SEMANA.
• PREVEN MAYOR INGRESO DE U$S.

 El mero anuncio del blanqueo de capitales, aún cuando todavía falta el tratamiento legislativo, derrumbó el valor del dólar, que el viernes perforó notablemente la barrera psicológica de los $ 14. Sin atenuantes. El Central había salido durante la última semana a intervenir fuerte para evitar que caiga de ese nivel, pero la perspectiva de un fuerte ingreso de dólares adicionales fue un argumento demasiado fuerte para ponerle un freno al derrumbe.

El tipo de cambio mayorista quedó en $ 13,92 y el dólar de referencia a $ 13,98. Esta caída tiene sin embargo un aspecto favorable para la entidad que preside Federico Sturzenegger, ya que sigue achicando las pérdidas por los contratos de dólar futuro. Sólo en lo que va de mayo, el rojo para el BCRA se achicó en más de 2.500 millones de pesos, teniendo en cuenta que mañana cierra el mes, es decir los contratos de fin de mayo.

Pero más allá de este aspecto puntual, que representa un importante ahorro para el Central, y por ende menor emisión monetaria, la preocupación de fondo es que el tipo de cambio vuelve a estar retrasado en medio de un importante aumento de la inflación. Para colmo, las monedas de la región perdieron terreno contra el dólar a lo largo del mes, siendo el peso una de las pocas que se apreció notoriamente.

Un informe de la consultora FYE detalló cómo viene la evolución del «pass-through», es decir cómo repercutió el salto cambiario en los precios. El tipo de cambio tuvo un salto del 43% desde el 15 de diciembre, mientras que la inflación aumentó un 27%, lo que significa un traspaso del 63%. En el mismo plazo, pero comparando con la devaluación de 2014, el «pass-through» había sido todavía mayor y llegó al 113%, es decir que los precios superaron a la evolución del dólar. La incógnita que se plantea es de qué manera podría revertirse este incipiente atraso del tipo de cambio. Sucede que se juntan demasiados factores que tiran hacia abajo la cotización: el mayor ingreso estacional por la cosecha de soja, las colocaciones de deuda de provincias (la semana pasada fue la Ciudad de Buenos Aires y en los próximos días Córdoba), las colocaciones de empresas y ahora los dólares que entren por el blanqueo. Si bien es incierto hasta dónde llegará la aceptación de los inversores, al menos una parte terminará ingresando al mercado local para la compra de bonos que ofrece el Gobierno o para invertir en inmuebles. En ambos casos la tasa es «diferencial», ya que se reduce al 5%, la mitad que la establecida para el blanqueo general.

Con esta presión bajista sobre el tipo de cambio, el Central redobla la estrategia para contener la caída. En primer lugar aceleró la baja de las tasas. En la última licitación de Lebac las redujo 1,5 puntos básicos y quedaron levemente por arriba del 35%. Pero todo indica que la reducción en esta próxima licitación será igual o incluso más agresiva que en la anterior.

FUENTE AMBITO