Fondos buitre y el Gobierno vuelven a cruzarse ante Griesa para discutir pago en “cuotas”

2-griesa

En el juzgado de Thomas Griesa hoy volverán a verse las caras los fondos buitres, el Gobierno nacional y los “me too”. Los holdouts pondrán sobre la mesa una nueva carta, en el marco del juicio en el que el juez aplicó la cláusula “pari passu” y ordenó el pago del 100% del valor de los títulos: aceptarían el pago del total de lo adeudado en un plazo y en cuotas, por lo que desistirán de su postura de arreglar un pago único. Más allá de que la postura de la Casa Rosada sostendrá que no aceptará pagar sin quita, un posible fallo del magistrado sobre la nueva propuesta buitre podría cambiar el panorama para futuras negociaciones.

En su presentación del 9 de octubre, NML Capital de Paul Singer salió a desestimar el argumento de la defensa argentina de que un pago pondría en peligro el pago al resto de los bonistas y a las reservas del Banco Central. El fondo buitre reclama ahora que Argentina efectivice un pago “ratable”, es decir, un porcentaje de la deuda cada vez que pague un vencimiento de deuda del bono Par y Discount de ley Nueva York. Además NML afirmó que aceptaría pagos en activos, entre los que nombró a YPF. Para algunos analistas la audiencia de mañana es la más importante desde el fallo original del “pari passu” de Griesa en diciembre de 2012. “Los holdouts siempre quisieron todo y negociar un sólo pago. Entonces NML presentó una demanda por ‘daños irreparables’. Después de que los abogados argentinos hayan negado que hubiera tal cosa, NML presentó otro escrito diciendo que en realidad nunca propusieron un pago sólo y total, sino la promesa de un pago a lo largo del tiempo”, explicó el economista de Inversor Global, Sebastián Maril.

Desde las 15, en el piso 26 de la corte distrital de Nueva York, al sur de Manhattan, Griesa recibirá a los abogados del estudio Cleary, Gottlieb, Steen & Hamilton que representan al Gobierno nacional, a Robert Cohen, del estudio Dechert, que defiende a NML y a abogados de los fondos “me too” que pretenden acoplarse a los buitres. Desde el Ministerio de Economía afirmaron a BAE Negocios que “no cambiarán su postura”. El Poder Ejecutivo ya dijo anteriormente que no aceptará pagar el 100% del valor de los bonos, sino que ofrece una quita, algo que fue rechazado por los holdouts.

Hoy no habrá ninguna negociación formal entre las partes, sino que se escucharán las posturas de cada lado. Un futuro fallo de Griesa (no se espera que sea hoy mismo) podría reconfigurar el escenario de negociación para el próximo gobierno. Si Griesa llegara a fallar a favor de la propuesta buitre de pago del fallo “pari passu” en cuotas, sentará un precedente que limitará el poder de negociación.

La semana pasada Griesa admitió a un nuevo grupo de bonistas “me too” lo que, según los cálculos, llevaría a 10.000 millones de dólares el costo del juicio.

Esta semana, no obstante habrá otra audiencia importante en el mismo juzgado. El calendario continuará el viernes cuando la Argentina deba presentar nuevos argumentos para justificar la demora en la entrega de información sobre activos embargables del país.

Esta es la denominada causa Discovery en la que los acreedores intentan obtener datos sobre activos embargables de la Argentina para luego solicitarle a Griesa el cobro de las sentencias favorables mediante esa vía. Los buitres afirman que la demora deja a la Argentina sin derecho a reclamar excepciones para potenciales bienes embargables.

FUENTE DIARIO BAE