En seis días, el BCRA emitió un 62% más de lo que aspiró el martes con Lebac

Para controlar al dólar, realizó una
expansión monetaria por $9.230 millones

María Eugenia Baliño

En seis días, el Banco Central emitió $9.230 millones para frenar la depreciación del dólar, un 62,3% más de lo que consiguió absorber vía Lebac el martes.

Según informó la autoridad monetaria, desde el miércoles de la semana pasada hasta ayer compró u$s790 millones para intentar equilibrar un mercado en el que las ventas de bancos y empresas siguen presionando a la baja a la divisa. Pese a los esfuerzos del Central, el dólar retomó ayer la senda bajista, con una pérdida de 1,5 centavo respecto de la jornada previa en el mercado mayorista.

Sturzenegger dijo que mantendrá una actitud
vigilante para intervenir cuando sea necesario

A las intervenciones del BCRA se suman también las compras de los bancos oficiales, que desde poco más de una semana vienen saliendo en auxilio de la autoridad monetaria, para evitar que la divisa estadounidense rompa el piso de los 14 pesos. Tan sólo en los tres últimos días se calculan que entre Banco Nación y Banco Provincia se llevaron cerca de u$s550 millones de la plaza cambiaria para ayudar al Central en su cometido.

Ayer, un día después de bajar las tasas de sus letras de más corto plazo al 36,75%, la entidad que preside Federico Sturzenegger compró u$s99,2 millones en el mercado de cambios, lo que le significó una expansión de la base monetaria por $1.399,1 millones.

El titular del BCRA afirmó ayer que el organismo que dirige mantendrá “una actitud vigilante para intervenir en el mercado de cambios cuando sea necesario”.

“Nunca dije que íbamos a estar a la buena de Dios o del mercado. Vamos a tener unas actitud vigilante e intervenir cuando sea necesario”, enfatizó Struzenegger ayer en un plenario de las comisiones de Presupuesto y Hacienda y de Economía Nacional e Inversión de la Cámara de Senadores.

El funcionario además indicó que el Central “no puede comprar a mansalva reservas porque se cae el objetivo de inflación”.

“Vamos a mantener este nivel de discrecionalidad. Vean que se dejó de hablar de las reservas, lo que tiene que ver con el régimen cambiario y monetario. Vamos a intervenir cuando el mercado sea necesario. Relájense, no necesitamos tantas reservas, hoy tenemos un exceso de oferta”, enfatizó Sturzenegger.

Más negocios
El volumen operado en el mercado de cambios ayer creció un 9% respecto de la rueda previa, por el interés de bancos y empresas por vender dólares para hacerse de pesos con los que cancelar las Lebac compradas ayer y para aprovechar las altas tasas de interés en moneda local que ofrece hoy el mercado.

“El negocio por ahora sigue en vender dólares y tomar pesos, cuyos rendimientos no dejan lugar a dudas para donde hay que apuntar con las inversiones”, señaló Fernando Izzo, director de ABC Mercado de Cambios.

Pese a los esfuerzos de la autoridad monetaria,
el dólar retomó ayer la senda bajista

Con los inversores enfocados en las Lebac, el dólar mayorista cayó ayer 1,5 centavo, a $13,5 pesos. La rueda previa, el BCRA había conseguido romper con sus intervenciones una racha de cinco ruedas consecutivas en baja, pero la victoria le duró poco y ayer la divisa estadounidense retomó su tendencia descendente.

“No cambió la tónica en el mercado y el dólar no pareció reaccionar a la modificación en las tasas dispuesta ayer (martes) por el BCRA”, indicó Gustavo Quintana, operador de PR Corredores de Cambio.

En las pizarras de bancos y casas de cambio de la city porteña, el dólar se mantuvo estable, a un promedio de $14,41 para la venta.

EN EL PLAZO DE 30 DIAS
Récord de ofertas minoristas en letras
La participación de los inversores minoristas o retail en la subasta de Lebac del último martes marcó un nuevo récord.

Según los datos del Banco Central, las ofertas de las personas físicas en el segmento a 35 días alcanzó los $4.194 millones, un 18% más que la licitación previa.

Las propuestas de los inversores retail por las Lebac de más corto plazo representaron más de un tercio del monto total aceptado por la autoridad monetaria en el tramo no competitivo.

De esta forma, a pesar del recorte de tasas llevado adelante por el BCRA el martes y la expectativa de que continúe rebajando rendimientos a medida que la inflación dé más señales de desaceleración, los inversores particulares continúan mostrando un fuerte interés por las letras del organismo monetario, que a 35 días ofrecen un retorno del 36,75% anual, muy por encima del resto de los activos de la plaza local.

FUENTE DIARIO BAE