En un año, la deuda pública trepó u$s14.000 M

El autofinanciamiento resultó central en el incremento. La Anses, el BCRA, y el Nación, los acreedores principales. En el cálculo no están incluidos los intereses y punitorios contraídos con el Club de París, hoy en plena negociación

El Gobierno volvió a utilizar los auto-préstamos para financiar sus gastos. La deuda subió u$s14.000 millones, y alcanzó un total de u$s201.009 millones. Los datos, provistos por laSecretaría de Finanzas del Ministerio de Economía, abarcan hasta el 30 de septiembre del año pasado.

«Los mayores acreedores del Estado Nacional son los organismos públicos: el Banco Central de la República Argentina (BCRA), el Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS) de la Anses y el Banco de la Nación Argentina», sostiene el informe. Este autofinanciamiento estatal representa el 60,5% de la deuda contraída, es decir, u$s121.685 millones de dólares.
¿Con qué objetivos prestan estas entidades? En el caso del Banco Central, se hizo uso de sus reservas para pagar las obligaciones con el exterior, como el FMI y los acreedores privados. También colaboró con «adelantos transitorios» para paliar el déficit fiscal.
Otro de los aportantes que financiaron al Tesoro fueron los jubilados, a través del Fondo de Garantía de Sustentabilidad de la Anses. Se trata de los bonos que estaban en manos de las AFJP.
Luego, aparece un 12,6% de la deuda pública con los organismos financieros internacionales y el 26,9% con acreedores públicos, según informó el diario Clarín.
Con esas cifras después del canje de 2005, la deuda pública aumentó en unos u$s75.000 millones, por los ajustes de deuda, intereses acumulados y el financiamiento de los déficits fiscales por parte del BCRA y la Anses. La deuda hace un año era de U$S 187.100 millones. El incremento fue de u$s13.909 millones.
En el total de la deuda están incluidos los u$6.000 millones que se le adeuda al Club de París, cuyo pago está pendiente. Sin embargo, no incluye los intereses atrasados ni los punitorios que reclaman los países acreedores, que rondarían los u$3.000 millones. En caso de que las negociaciones que encabeza el ministro de Economía, Axel Kicillof, se incorpore parcial o totalmente ese monto, la obligación con ese organismo financiero subiría a u$s9.000 millones.
Ahora bien, la deuda pública podría estar rondando unos u$s240.000 millones, casi equivalente al 60% del PBI. Es que la información brindada por Finanzas tampoco incluye la deuda que no ingresó a los canjes anteriores, valuada en u$s11.700 millones, los u$s18.000 millones que se adeudan de los futuros pagos del cupón PBI, ni los u$s6.500 millones reconocidos a Repsol por la estatización del 51% de YPF, próximo a emitir.
FUENTE: INFOBAE