El nuevo gobierno activó un canal de diálogo para llegar a un acuerdo con los holdouts

Luis Caputo, el secretario de Finanzas que designó Macri, se reunió con Dan Pollack, nombrado por el juez Griesa para mediar en el conflicto por la deuda

Daniel Pollack, el mediador que designó el juez Griesa para el conflicto con los holdouts.
Daniel Pollack, el mediador que designó el juez Griesa para el conflicto con los holdouts.Crédito: Télam

Luis Caputo viajó durante el fin de semana y se reunió el lunes con Daniel Pollack, elegido por el juez Thomas Griesa para medidar en la disputa. De esa forma, inició contactos a los efectos de llegar a una solución en el conflicto con los holdouts que mantiene aislado al país de la posibilidad de conseguir financiamiento externo.

Pollack fue acusado en varias oportunidades por el gobierno saliente de ser «parcial» y de trabajar a favor de los holdouts, lo que motivó que se pidiera su remoción en varias oportunidades. El ministro de Economía Axel Kicillof sugirió que no era un interlocutor que considerara válido.

La administración de Mauricio Macri manifestó que una de sus prioridades en materia económica es resolver el litigio con los acreedores para de esta forma lograr acceso al mercado de capitales.

El monto a negociar se aproxima a los 10 mil millones de dólares, que incluye el fallo original de 1.330 millones de dólares, más unos 6 mil millones de «me too» («yo también»), a lo que se le debe sumar los intereses.

Los acreedores manifestaron en varias ocasiones que estarían dispuestos a recibir un pago en cuotas y en bonos, pero a cambio de que la Argentina acepte el total de la deuda.

Griesa mantiene bloqueado los pagos de la deuda reestructurada de la Argentina por incumplimiento de sus sentencias, lo que le impide al país poder colocar deuda en el exterior.

Una de las posibilidades que se barajaba era solicitarle a Griesa un «stay» (equivalente a una medida cautelar) que permita el pago de los vencimientos ya ocurridos a favor del cambio de administración y de una manifiesta voluntad de lograr un acuerdo por parte del nuevo gobierno.

FUENTE INFOBAE