El Merval logró esquivar el desplome de 5,75% que sufrió el crudo y cerró con ganancias

El fuerte peso de las empresas petroleras en el índice Merval, así como supo ser un motor en momentos de bonanza para el sector, hoy es una suerte de lastre, en la medida en que el precio del crudo siga desplomándose. Así, arrastrado por el barril de petróleo, el principal índice de la Bolsa porteña acumula una baja del 11% en lo que va del mes. Ayer, en cambio, logró esquivar la caída de 5,75% que registró el barril WTI y cerró con una suba del 0,64%, desprendiéndose además de las bajas en Wall Street.

En la suba de ayer, de todos modos, se percibió cierta cautela por parte de los inversores, ya que hubo un bajo volumen de operaciones realizadas. En rigor, el monto de transacciones fue de alrededor de $109 millones, prácticamente la mitad al volumen operado el viernes último.

De esta forma, el indicador porteño obtuvo tres días consecutivos de suba, pese a que acumula una baja de 11% en el mes. Operadores, de todos modos, tomaron la suba con pinzas a lo que suceda hoy, según indicaron desde Ravaonline, debido a que los mercados de referencia como Wall Street cayeron 1,29%, y el precio del petróleo cayó 5,75% y cerró en u$s30,34 el barril, en el mercado de Nueva York.

Entre las mayores subas del panel líder se destacaron Pampa Holding (+4.36%), Banco Mayo (+2,46%) e YPF (+2,19%). En cambio, bajaron Banco Francés (-0,83%), y Tenaris (-2,82%), entre las pérdidas de la jornada.

En el segmento de renta fija subieron los bonos en dólares, particularmente el Discount de la provincia de Buenos Aires, que trepó 3,5%, en una jornada con trascendidos de que la provincia que conduce María Eugenia Vidal planea emitir deuda en el exterior.

Por su parte, el precio del petróleo intermedio de Texas (WTI) cayó 5,75 % y cerró en u$s30,34 el barril, siguiendo la tendencia que ha tenido desde hace más de un año por el exceso de oferta en el mercado.

Al final de las operaciones a viva voz en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos futuros del petróleo WTI para entrega en marzo bajaron u$s1,85 respecto del cierre anterior.

El crudo WTI, el petróleo de referencia en Estados Unidos, cerró la semana pasada con un avance del 9,42%, pero, según los analistas, de nuevo recuperó ayer la tendencia a la baja que viene registrando por una oferta mucho mayor a la demanda.

El mercado también está pendiente de la reunión de la Reserva Federal de esta semana y de las decisiones que puedan impactar en el valor del dólar, la moneda utilizada preferentemente para la compraventa internacional de productos energéticos.

El alto valor del dólar está elevando la factura de los países que dependen de la importación de crudo para satisfacer sus demandas energéticas, lo que puede generar también una reducción de la demanda.

La caída del precio del petróleo impactó de lleno en Wall Street. En rigor, el sector energía del S&P bajó un 4,5% y fue el de peor desempeño. Concretamente, las acciones de Chevron y Exxon cayeron más de un 3%; mientras que las de ConocoPhillips se hundieron un 9,2% después de que Barclays dijera que la compañía debería recortar su dividendo.

Así, los principales índices referenciales retrocedieron más de un 1%, borrando gran parte del repunte que coronó la primera semana con ganancias de Wall Street en el año. Los diez sectores principales del S&P terminaron la sesión en baja

El WTI cerró el año pasado con un precio de u$s37,04 el barril, y el mínimo de este año anotado hasta ahora fue de u$s26,55, el pasado 20 de enero. Hace dos años para estas fechas el WTI estaba ligeramente por debajo de los u$s100 el barril.

El dólar subió 10 centavos y quedó a $14,04

Con más demanda, el dólar arrancó la semana en alza, con una suba de 10 centavos en las pizarras, cerrando a $13,64 para la compra y $14,04 para la venta según el promedio de las casas de cambio del microcentro porteño.

Por su parte, la brecha con el dólar blue siguió cayendo, ya que el mismo quedó sin variaciones y cotizó cerca de los 14.35, según el mercado.

En tanto que las reservas del BCRA quedaron en 25.389 millones de dólares, evidenciando una variación positiva de 12 millones de dólares.

Los operadores atribuyeron la suba del dólar de los últimos días a las nuevas normas regulatorias del Banco Central, con la eliminación de trabas para que los bancos compren contratos a futuros, la baja de limitaciones al financiamiento en pesos para grandes exportadoras y morigeró el encaje de efectivo mínimo de los depósitos en dólares bancarios al 20%, desde el 30%.

Hoy el foco estará puesto en la licitación semanal de LEBAC, que es el principal instrumento que el Gobierno viene usando para frenar la inflación, ya que con esas letras absorbió gran parte de los pesos emitidos en los últimos meses.

La semana pasada, el organismo timoneado por Federico Sturzenegger le puso freno a la baja de tasas que venía aplicando y la mantuvo sin cambios. Hoy podría retomar la baja.

 

DIARIO BAE