El Gobierno apura el nuevo índice de inflación para antes de mayo

 

El jefe del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), Jorge Todesca, insistió en que tendrá listo el primer indicador de inflación de la era Macri para el segundo trimestre, luego de echar a la directora técnica del organismo, Graciela Bevacqua, por haber dicho públicamente que el nuevo Índice de Precios al Consumidor (IPC) tadaría ocho meses en publicarse.

“Esperamos tener el IPC para el próximo trimestre”, aseguró el funcionario, tras lo cual desató el debate por el tiempo necesario para que el ente vuelva a publicar índices de inflación confiables.

Todesca explicó que desplazó a la ex directora técnica porque “de forma inconsulta habló de ocho meses para la publicación del IPC”. “Tengo la obligación de mantener un ritmo y de ser sensible a las urgencias del Gobierno”, reconoció el jefe del Indec.

En tanto, Bevacqua volvió a cuestionar al Gobierno por querer sacar a las apuradas un índice que, de acuerdo con su criterio, llevaría como mínimo dos años, si se siguen los estándares internacionales, por lo que el futuro indicador no sería “serio”. “Es imposible hacerlo en dos meses”, sentenció.

“No sé qué los hizo cambiar de idea, tal vez fueron las paritarias. Se dieron cuenta de que necesitaban todo para ayer y me desplazaron por no tener un IPC rápido”, resumió.

El diputado Marco Lavagna, que ayer encabezó la presentación del IPC Congreso minutos antes de la salida de Bevacqua, respaldó la posición de la ex directora estadística: “El plazo que había establecido para hacer un índice nacional creíble, de buen relevamiento, seguramente iba a tardar ocho meses”.

Sin embargo, la Dirección General de Estadística y Censos porteña le había presentado en diciembre a Macri un plan para lanzar un nuevo índice de inflación en marzo, pero al final el Presidente descartó la propuesta de los equipos técnicos encabezados por José Donati.

En diálogo con BAE Negocios, el economista de la UBA Javier Lindenboim señaló que al momento de reincorporar a Bevacqua al Indec, Macri la ubicó en un puesto con mucha más responsabilidad que el que tenía en 2007, antes de que la desplazara el ex secretario de Comercio Guillermo Moreno. Es que en ese entonces la matemática estaba a cargo solamente del IPC y no de todos los índices, como en su breve paso durante la gestión macrista. “Quizás la ubicaron en una posición que le quitó tiempo”, evaluó.

En ese sentido, Todesca argumentó que “no es un indicador, sino 34 los que están atrasados”. “Cuando este fin de semana vi el calendario de publicaciones, tenía el 25% listas para salir, y no de manera completa, para agosto, lo que significa que la emergencia estadística no terminaba en diciembre”, precisó el funcionario.

Para Lindenboim, “no van a ser tan tontos de hacer algo inconveniente” como manipular el IPC, pero “si las cosas dentro de dos meses siguen como hoy podemos vaticinar que no va a tener tanta credibilidad”.

El problema para el profesor es que “parte de la sociedad reclamaba índices oficiales en menos tiempo del que estimaba la nueva conducción del organismo”.

“El Indec podría haber hecho algún índice provisorio”, reconoció Lavagna.

El IPC opositor marcó una inflación de 3,6% para enero, ubicándose por debajo del índice oficial porteño, que dio 4,1%, lo que le valió una felicitación de Alfonso Prat Gay.

FUENTE DIARIO BAE