Bonos argentinos llegaron a hundirse hasta 16% en Nueva York

La estocada final que vino luego del cierre del mercado el martes, cuando la agencia Standard & Poor’s bajó la nota a la Argentina, terminó por desplomar los precios de los bonos. El castigo se vio principalmente en las cotizaciones de los títulos argentinos en Nueva York, a partir de ayer operando a pleno luego del huracán “Sandy”.

El Global 2017, aquél que surgió de la reapertura del canje de deuda en 2010, se hundió 15,75% según el último precio que muestra Bloomberg a u$s 84,25. El Discount perdió 5,63%, el Par sólo se depreció 1,09% pero el Boden 2015 mermó 3,88%. Quedó en máximos históricos el seguro para cubrirse de una incumplimiento de pagos local, conocido en la jerga financiera como Credit Default Swap (CDS). Subió 11,27% hasta los 1.807 puntos (trepó 183 unidades en un día).

Traducido en dinero para los inversores que toman esta cobertura para asegurar sus títulos, por cada u$s 10 millones en bonos argentinos deben pagar ahora casi u$s 2 millones para cubrirse.

Las pérdidas para los bonos argentinos arrancaron el viernes, cuando se publicó la decisión de la Cámara de Apelaciones de Nueva York dando un fallo controvertido en favor de los fondos buitre. Los bonos argentinos cayeron entre un 6% y 10% en el exterior ese día. Luego el trading de los bonos se volvió difuso porque Wall Street no operó con normalidad hasta recién ayer.

Pero los rendimientos de los bonos, como consecuencia de esto, también subieron hasta niveles de 14% o 15% anual en dólares. Como recuerda la consultora Delphos Investment, el hecho de que la Argentina quizás tenga que realizar sus servicios de deuda en mercados alternativos, como lo pueden ser Singapur, Islas Caimán, o incluso el local para evitar el embargo de los fondos en EE.UU., disparó el riesgo de default técnico. “Si bien nuestro país no entraría en cesación de pagos bajo este escenario, este mecanismo podría desatar alguna de las cláusulas de los CDS. Bajo esta hipótesis, un inversor cobraría tanto el flujo del seguro como el de los títulos públicos. Esto explica el aumento en los CDS mayor al riesgo país”, acotan. Otro escenario sería que Argentina siga pagando religiosamente los vencimientos “performing” pero que haya caída en la categoría de default al haber modificado aspectos de los bonos para evitar cumplir con el fallo de EE.UU.. “Contemplando esta posibilidad, se vería una caída aún mayor los precios, hasta tanto los inversores perciban el rendimiento en los flujos. Bajo esta alternativa, habría que pensar más en el mediano plazo (manteniendo los títulos al vencimiento) y no en un trade”, explica Delphos. Las acciones argentinas en Wall Street también derraparon ayer.

Los bancos Macro, Francés y Galicia, perdieron 3,50%, 3,95% y 4,72% respectivamente. YPF también la pasó mal con un rojo superior al 4%. En Buenos Aires, el Merval ganó 0,12% y los bonos terminaron con bajas menores del orden