Bancos suspendieron las suscripciones de sus fondos y esperan más precisión oficial

Por María Eugenia Baliño

fondos

La resolución de la Comisión Nacional de Valores (CNV) que obliga a los fondos comunes de inversión (FCI) a valuar sus tenencias en bonos en dólares al tipo de cambio oficial continuó dando coletazos ayer sobre el mercado local, después del fuerte derrape que generó el martes sobre títulos públicos y acciones.

Mientras los activos que cotizan en la Bolsa porteña acentuaban su caída ayer, de la mano de los ajustes de carteras que siguieron realizando inversores institucionales y minoristas, varios bancos y administradoras decidieron suspender la aceptación de nuevas suscripciones en sus fondos hasta tanto se aclare el panorama en torno a la normativa de la CNV, que aún no fue publicada en el Boletín Oficial.

Los bancos Santander Río, Galicia, BBVA Francés e Itaú, y la sociedad gerente de fondos RJ Delta fueron los primeros en comunicar su decisión de frenar nuevas suscripciones de cuotapartes de forma transitoria.

Según argumentaron todas las entidades, la suspensión se debe a que se encuentran todavía analizando el alcance, la aplicación y los eventuales efectos de este cambio en la valuación de valores negociables en moneda extranjera establecido por la CNV sobre los FCI bajo su administración.

Además agregaron que la determinación busca defender el mejor interés de los cuotapartistas.

Como la medida ayer no salió publicada en el Boletín Oficial, en la city porteña muchos especulaban con la posibilidad de que la CNV pueda dar marcha atrás con la medida tras el gran revuelo que generó en el mercado. Desde el organismo, en tanto, explicaron que puede llegar a demorar 72 horas en salir publicada porque se realizó a través de trámite normal, que prevé un plazo de al menos tres días hasta que salga publicada.

Desde el Gobierno, a su vez, defendieron la medida. El Ministro de Economía, Axel Kicillof, afirmó que la resolución del organismo regulador “defiende a los pequeños ahorristas de los abusos del sector financiero” y negó que se trate de una “pesificación” de títulos. “Es una medida contable que no afecta a los ahorristas porque los bonos siguen valiendo lo mismo”, agregó.

Lo cierto es que ayer la medida de la CNV continuó generando inquietud en el mercado. Desde varias administradoras de FCI aseguraron que los rescates no cesaron ayer y en las sociedades de Bolsa no pararon de recibir llamados de clientes preocupados por el impacto de la resolución sobre sus tenencias.

En este escenario, el Merval perdió un 1,37% y cayó a su menor nivel de los últimos siete meses.

Los más castigados ayer en el panel líder fueron los bancos y las petroleras: Banco Macro se desplomó 4,13%; YPF cedió 3,94%; Tenaris restó 2,94%; BBVA Francés perdió 2,78%; y Grupo Financiero Galicia terminó un 1,84% abajo.

En tanto, en el mercado de bonos, el desarme de posiciones por parte de los FCI y de los inversores minoristas continuó afectando principalmente a los títulos públicos en dólares de largo plazo.

Así, el Discount en dólares se desplomó un 3,57%, mientras que el Bonar 24 cayó 1,09% y el Bonar X cedió 0,38 por ciento.

La excepción fue el Boden 2015, que avanzó un 1,91% de la mano de los inversores que decidieron aprovechar la baja del martes en su cotización y esperan cobrar los dólares de su vencimiento en los próximos días.

Defensa oficial a la medida, frente a críticas y rumores

Mientras en la city porteña y desde la oposición salieron a criticar duramente la resolución de la CNV por el fuerte impacto que tuvo sobre el mercado y los inversores minoristas, ayer el Gobierno ensayó una férrea defensa de la medida.

El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, aseguró que los ahorristas “no van a tener complicaciones” con la nueva normativa. “Para las personas físicas, la medida no trae ningún tipo de complicaciones porque no pagan ni impuesto a las Ganancias ni impuesto a los Bienes Personales por la tenencia de títulos públicos”, enfatizó el funcionario. En diálogo con periodistas, Fernández explicó que “es universo muy chiquito” el alcanzado por este cambio de valuación.

El viceministro de Economía, Emmanuel Álvarez Agis, aseguró que los bonos en dólares “no se van a pesificar ni van a perder valor”, saliendo al cruce de varios rumores .

En tanto, a través de un comunicado difundido ayer, el ministro de Economía, Axel Kicillof sostuvo que la resolución “simplemente busca que las fluctuaciones, los movimientos que tiene el mercado, no estén afectando todo el tiempo el valor de los activos y las inversiones de quienes ponen sus recursos en un Fondo Común de Inversión”.

FUENTE: DIARIO BAE